Legisladores porteños aprobaron un pedido de informes al gobierno de la ciudad por la fiesta electrónica Time Warp

TIME WARP

21/4/2016 LaNacion.com

El texto incluye 44 puntos y alude al rol de la Agencia Gubernamental de Control y a otras dependencias porteñas que actuaron en la madrugada del festival

Un pedido de informes al Gobierno porteño por la fiesta electrónica Time Warp fue aprobado hoy por los legisladores en sesión ordinaria.

Según consignó la agencia Télam, el requerimiento fue sancionado con 55 votos positivos y contempla un plazo de 30 días al Gobierno de la Ciudad para dar una respuesta formal al texto que incluye 44 puntos y que alude, especialmente, al rol de la Agencia Gubernamental de Control y a otras dependencias porteñas que actuaron en la madrugada del festival, entre ellas, el SAME.

Los diputados consensuaron un texto en común a partir de once pedidos de informes que fueron presentados desde el lunes en la Legislatura por parte de los bloques de la oposición respecto de lo ocurrido en Costa Salguero.

Los expedientes fueron impulsados por los diputados Marcelo Ramal, Patricio Del Corro, Gabriel Fuks, Carlos Tomada, Graciela Oñaca, Gustavo Vera, Hernán Rossi, Roy Cortina y Paula Oliveto Lago y Claudio Heredia.

Qué piden los legisladores

El pedido de informes exige al Ejecutivo la remisión de una copia del contrato celebrado entre la empresa que llevó adelante la Time Warp, Dell Producciones SA, y el responsable del establecimiento Costa Salguero, así como el expediente del permiso otorgado a los organizadores del festival.

También preguntan si existieron en los últimos dos años denuncias respecto de irregularidades detectadas en la realización de fiestas electrónicas en ese predio situado en la Costanera y si la empresa organizadora registró sanciones por parte del Gobierno de la Ciudad.

Piden conocer los requisitos exigidos para el otorgamiento de la habilitación emitida desde la Agencia Gubernamental de Control para la realización de la fiesta y saber cuántas personas estaban contempladas para el ingreso en esa autorización y si el evento contaba con la cobertura de servicio médico.

Indagan sobre “si el Gobierno de la Ciudad realizó inspecciones u otro tipo de controles en el interior o en las inmediaciones durante el desarrollo del evento, especificando horarios de cada uno de ellos y detalle de la cantidad de inspectores intervinientes”.

Piden información sobre “cómo y en qué oportunidades se verificó el suministro de agua fría en los servicios sanitarios” y acerca de “la cantidad y ubicación de los dispensers de agua y si se controló la cantidad de agua mineral comercializada, el precio, la marca y si la misma cumple con los controles necesarios para su venta”.

Solicitan datos del SAME en torno a la declaración por parte de ese servicio de la situación que encontró al llegar al predio con la cantidad de casos de deshidratación, intoxicación, sobredosis y muertes registradas en los asistentes.

Respecto de la venta de drogas sintéticas, los legisladores quieren saber cuáles fueron las medidas y acciones implementadas para impedir el ingreso, consumo y venta durante el transcurso de la fiesta y si exigió al concesionario un mecanismo de prevención y control sobre la ingesta de sustancias ilegales.

Piden información sobre el pliego de bases y condiciones, el contrato actual con la empresa concesionaria del Complejo de Costa Salguero Telemetrix S.A. y saber si el predio cuenta con una declaración de impacto ambiental y el canon abonado a la Ciudad por el uso o usufructo de los terrenos costeros.

Varios diputados adelantaron que insistirán con la iniciativa de interpelar en el recinto a los funcionarios del Gobierno local sobre el tema, además de la conformación de una comisión que investigue los hechos.

La fiesta electrónica Time Warp, en la que murieron cinco jóvenes, se llevó a cabo el pasado fin de semana en Costa Salguero. Otros tres asistentes continúan internados. Por el hecho, el juez Sebastián Casanello citó a indagatoria a 28 personas, entre ellas 19 prefectos, funcionarios porteños y empresarios vinculados al evento.